16 abr. 2009

“FELIPE DAMIOLI: UN DIGNO HEREDERO DE SU PADRE"

La tarde del miércoles, y mas precisamente a las 19 horas- horario que desde que comenzó el año, quedó pautado como fijo- teníamos como invitado en nuestro programa semanal de radio a Felipe Damioli, el tercera línea de Universitario de La Plata. Ese día ya había comenzado movidito en lo que a rugby respecta, debido la cita de la presentación de las camisetas de los 5 clubes “platenses” en el Salón Blanco del Palacio Municipal, a la que asistimos en nombre de DROP AND ROLL. El entrevistado llegó puntualmente en el horario previamente fijado. La sorpresa fue con que no vino solo, sino que cayó acompañado de un “amigo de la casa” como Ramiro Álvarez, siendo que desde que retornó de Francia todavía no habíamos tenido contacto con él. Pacientemente, ambos jugadores de “las panteras negras” negras, esperaron que culminara el primer bloque, donde generalmente despachamos los temas mas urgentes y empezamos con la info pormenorizada de los clubes. Una vez culminada dicha tarea, ingresaron al estudio ambos “players” de la “U”. Debo aclarar que la nota radial les fue realizada a ambos jugadores por igual, pero como a “Rama” ya le hemos hecho varias entrevistas- tanto en piso como vía e-mail, mientras se encontraba jugando al rugby en tierras "galas" es que en esta nota nos concentraremos más en los dichos de Felipe, muchacho al que conocimos personalmente en esa misma ocasión. Nobleza obliga, lo primero que se debe aclarar es el título que se eligió ponerle a esta nota y eso se debe a que su padre no es otro que Juan Damioli-FOTO ARCHIVO-, una gloria del club de camiseta negra de Gonnet. El mismo jugaba de octavo- y alguna vez lo hizo también de segunda línea- debido a que le daba la talla, siendo que contaba con 1, 93 metros de estatura. En una época en que prácticamente nadie que jugara en un club de Ascenso del rugby argentino podía ser llamado a Los Pumas, el octavo “albi-negro” logró representar a Los Pumas “B”- segundo seleccionado argentino en aquellos tiempos-. Una vez concluida su etapa como jugador, se calzó el buzo de DT e incluso en la entrevista, su hijo Felipe nos contó como se manejó con dicho tema cuando debutó en la Primera del club. Hecha la salvedad del por qué del título de estas líneas, continuamos con los dichos de nuestro entrevistado, muchacho de buen porte, que acusa 1,88 metros de estatura y 97 kilogramos de peso, que se destaca por su line y que, además es ágil y hábil con las manos para el suelto- pese a que el mismo humildemente elige no describirse, pero para eso toma la posta “Rama”-FOTO ARCHIVO- y lo hace sin complejos-. El primer diálogo con el entrevistado consistió en saber en que puesto se desempeñaría, siendo que su puesto natural es de octavo o ala y lo habían probado de segunda línea, pero finalmente irá con la nº 7 en el partido que se avecina el sábado con San Carlos. Nos contó que para las alturas del line están firmes dos compañeros de su categoría como Esteban Galarza y Jeremías Núgoli, porque al PUMA Mariano Galarza todavía le falta un poquito para volver de la lesión en su hombro. Como dijimos líneas arriba, luego llegó el momento de contar como fueron sus vivencias al debutar de muy chico- a los 18 años- en un equipo en el que el entrenador no era otro que su propio padre, lo que lógicamente aumentaba su responsabilidad, porque desde el vamos tenía que demostrar todas sus condiciones, porque siempre iba a ser mas observado que el resto de sus compañeros. Nos contó que la aceptación por los chicos que desde hace años jugaban en la Primera del club fue la mejor y los consejos de su padre hicieron el resto, para terminar de foguearlo y pulirlo como un octavo hecho y derecho, pese a sus actuales 20 primaveras. Apenas agarró el micrófono “Rama” -enseguida y vía MSN- un compañero de ambos- el “Cholo” Perssello- les tiró un lapidario: “vayan a laburar”. Siguiendo con los dichos de Felipe, lo primero a lo que hizo mención fue a lo bien preparados que están para este año, siendo que muchos chicos- se incluyó- se fueron afirmando en lo que es jugar en la Primera, lo que es muy distinto de hacerlo en divisiones inferiores, por el roce físico y otros condimentos a los que hay que aggiornarse. Sostiene que la confianza adquirida resultará clave para que las victorias sean mas que las derrotas. Incluso en el último partido de pretemporada que jugaron de locales contra Pueyrredón y que se les escapó por muy poco, Felipe en base a su muy buena velocidad pudo llegar al try contra el equipo de los “húsares”. Como no podía ser de otra manera, el nombre de Mariano Galarza-FOTO ARCHIVO- salió a la palestra y ahí Felipe lo elogió como se merece en cuanto a sus virtudes como jugador, pero mas que nada por la humildad que nunca lo ha abandonado, pese a codearse con las figuras mas rutilantes del mundillo rugbístico. Cuando llegó el turno del infaltable PING-PONG de DROP AND ROLL, ambos se miraron y se pusieron de acuerdo para que sea “Feli” sea el que comience con el ida y vuelta. Como la mejor gira eligió la que realizó en M19 en Córdoba, siendo que las canchas mas venenosas- sobre todo por su distancia- son las de Tigre y San Fernando, pero también destaca a tercer tiempo cuando estaban por ascender y que realmente le pusieron cero onda, fue con Banco Nación. No tiene una banda de rock preferida, pero de ningún modo se anima a jugársela- como le insistíamos - con la banda de su amigo “Rama”. Como el que mas chiva del plantel, se llevó todos los boletos el pilar derecho “Gaby” Sereno, no solo en la cancha , sino afuera también. El mote al más bagayero lo afanó Diego Mario Pérez- aunque ambos invitados dejaron aclarado que no es por su actualidad, sino por su negro pasado-. El confeso “tripero” eligió como “el mas winner” a su amigo “Rama”, el que rápidamente le devolvió la gentileza. Como “rey del copete” marcó al “Cholo Persello y también a Martín “Fiambre” Escudero; apuntándole como la anaconda del team a Omar “el príncipe” Villafañe. Para una buena salida nocturna elige a sus amigos del club y si es en Capital Federal, mucho mejor, caso contrario le queda bien “La Bianca”. Con respecto a que mujer le gusta – tal vez un poco presionado, por si antes se le escapó algún desliz y había gente que lo delatara escuchando- no duda y elige a su novia, pero luego de escuchar a “Rama” de cómo venía la mano, tira que Julia Roberts es una actriz que siempre le gustó mucho. Cuando llegó el turno de preguntarle por la mejor batahola, le apuntó a una que se produjo contra Cuba en M19, en el año 2006; aunque tampoco puede dejar de recordar lo sucedido fuera del campo de juego en otra gira a Córdoba en M19, mas precisamente en un lugar llamado “Molino Rojo”. Para cerrar el ida y vuelta, elige a los amigos-FOTO ARCHIVO- como lo mas lindo que le dio el rugby, siendo que al empezar a jugar de muy chiquito a este deporte, eso hizo que compartiera mucho tiempo con esos compañeros, que a la corta o a la larga, terminan siendo amigos para toda la vida. Con esta última y trillada frase, es que nos despedimos de ambos rugbiers de la “U”, a los que seguramente estaremos viendo el fin de semana venidero, cuando enfrenten a San Carlos y muy posiblemente nos quedemos al tercer tiempo de “los hombres de negro”...
Por Juan Pablo Bava Bussalino

1 comentario:

mr.rugby dijo...

muy copada la nota a los pibes de universitario.
hace unos programas que los sigo y me copa bastante la onda.
suerte!